De Latakia a Moscú, o el arte de transportar a Asad


PUNTO DE VISTA Y PROPUESTA

Mientras las fuentes oficiales por motivos evidentes guardan silencio sobre cómo se logró transportar a Bashar Asad desde Siria a Rusia en un cielo repleto de aviación militar extranjera, los activistas e internautas no escatiman esfuerzo para averiguarlo.

“No fue un vuelo, sino una transportación”, cita el medio suizo Le Temps a uno de ellos, conocido en la red como AlexFly35.

Según Alex, un ruso que vive en las afueras de Moscú y basa sus conclusiones en los datos de FlightRadar y sus propios conocimientos de los aviones, en la mañana del 20 de octubre Asad llegó a la base rusa en Latakia, subió a un IL-62 y se dirigió rumbo a Rusia a través de Irak, Irán y el Caspio.

Lea más: EEUU lucha contra Asad, Rusia contra el terrorismo

Aterrizó en el aeródromo militar Chkálovski a las 14.20 horas de Moscú, se reunió en el Kremlin con Vladímir…

Ver la entrada original 94 palabras más

Anuncios